lunes, abril 24, 2017

Scott H.Biram, un grande a todas luces

Si Scott H. Biram no es uno de los grandes del rock de raíces actual que baje Dios y lo vea. Disco a disco, concierto a concierto, canción a canción, el tejano demuestra que pocos artistas pueden aguantar su tirón. Menos radical que en anteriores entregas, Biram sigue siendo un maestro del blues primigenio y crudo («Red Wine», hermana desde ya de «Still Drunk, Still Crazy, Still Blue»), del country-punk («Train Wrecker») y del country más tradicional («Swift Driftin’»). Domina los tempos, controla las cadencias y apabulla con sus letras. Ahí están ese «Long Old Time» una de las mejores ‘’jail songs’’ que servidor ha oído en décadas, o la espléndida «True Religion» para poner a los más místicos en su sitio. Rotundo y compacto, Biram no parece tener límites en cuanto a calidad. Mejorando paso a paso como instrumentista, algo que no hace sino consolidar su excepcionalidad como compositor, ha acabado convirtiendo cada una de sus afortunadamente habituales visitas en un auténtico acontecimiento. Es un grande de esto, pero creo que eso ya lo he dejado claro. Quédense con la copla.

Publicado en Ruta 66

Sonando: Train Wrecker de Scott H.Biram

1 comentario:

Addison de Witt dijo...

Y en junio le tenemos por aquí.